Consejos

Cuidado de Orquídeas:

Coloque las Orquídeas en un sitio muy luminoso de la casa, pero sin que le dé el sol directamente. Una de las causas más comunes de fallos de floración es la falta de luz.
Un buen sitio es cerca de una ventana orientada al Sur. Lo ideal es que las ventanas tengan cortinas claras para proteger de los rayos de sol primaverales y veraniegos
A la mayoría de las Orquídeas les gustan el sol directo en otoño e invierno, pero no en primavera y verano, o sólo un poco por la mañana o por la tarde.

Requerimiento de Agua y Riego:

El riego es otro aspecto muy importante. Estas plantas crecen sobre árboles u otras plantas en sus hábitats naturales y obtienen la humedad desde el aire y del agua de lluvia que escurre por la superficie de las ramas. Esto significa que las raíces de las orquídeas epifíticas no están nunca sumergidas en agua en su hábitat natural y que no deben estarlo nunca en la maceta en la que usted las crezca en su casa.

La frecuencia de riego dependerá de la época del año. En las estaciones cálidas usted deberá regar 2 a 3 veces por semana, mientras que en las épocas más frías, deberá regar una vez a la semana o semana por medio. La mejor forma de saber si el sustrato se encuentra seco y si debe regar, es acostumbrarse al peso de las macetas donde tienen sus orquídeas, cuando están recién regados. Si las macetas están muy livianas, eso significa que el sustrato está seco y debe regar. La regla es, sin embargo, que si tiene duda de regar o no, es mejor que no riegue.

Use siempre agua temperada (no caliente) para regar. No use agua fría para regar sus plantas.

Riegue siempre en la mañana. Al hacer esto usted permite que las hojas de la planta, que se han salpicado con el agua de riego, estén secas por la tarde; esto disminuye la probabilidad de que la planta se infecte con hongos.

Riegue con abundante agua cada vez y no con poquita cantidad; deje que el agua excesiva escurra libremente por la base de la maceta. No mantenga nunca las macetas de sus plantas de orquídea sobre platos que acumulen agua y que mantengan la base de la maceta en contacto constante con agua.

Instrúyase bien sobre el tipo de orquídea que usted posee, ya que algunas requieren un receso completo de los riegos una vez que el crecimiento y la floración se han completado (cuando la planta se encuentra en receso).

Las orquídeas tienen requerimientos claros sobre la calidad del agua de riego. Ellas no toleran aguas duras (con muchos minerales), con cloro ni otro tipo de contaminantes orgánicos. Por ello, lo ideal es regarlas con agua destilada o desmineralizada, aunque esto pueda ser más caro. Su planta le agradecerá este esfuerzo, creciendo mejor y floreciendo más.

¿Como extender la vida de las flores cortadas?

Es importante evitar colocar un arreglo floral encima de la televisión o en cualquier lugar cercano a las salidas de aire acondicionado o la calefacción o donde les de la luz solar directa.

El mejor lugar es un lugar donde reciba luz brillante y libre de corrientes de viento.
Es importante que el arreglo floral que tengan suficiente agua. Si el arreglo floral se coloca en un lugar fresco, libre de corrientes de aire caliente o frío, perderá menos agua y se mantendrá fresco y hermoso.

Mantenimiento de flores cortadas

Hay muchas formas de extender la vida de un ramo de flores cortadas, ya sea que se compren o se corten del jardín. Las flores se colocan en un lugar libre de viento y tráfico por lo menos dos horas a manera que absorban mucha agua como sea posible. Una vez recibido el ramo se les debe cortar el tallo más o menos una pulgada, de manera transversal, antes de ser colocados en el agua ligeramente tibia. Todas las hojas y espinas que queden bajo el agua deben ser removidas. El proceso de colocar las flores en agua poquito tibia y colocarlas en un área fresca es preferible como aclimatamiento. Esto acelera el proceso a que las flores absorban tanta agua como sea posible.

Una vez que las flores se aclimaten pueden ser arregladas. Importante siempre usar un florero limpio y preservar el agua cristalina. Colocar las flores sin maltratarlas. Llenar el florero con agua que contenga alimento preservativo.
En caso de las rosas, es importante rociar los capullos ya que las mismas se hidratan también a través de sus pétalos.